12 de mar. de 2011

Teoría de Lamark...


Lamarck formuló que los seres vivos evolucionan adaptándose a las condiciones, circunstancias y ambientes en los que se desarrollan, y la diversidad de situaciones a la que pueden estar sometidos habría propiciado la gran diversidad de formas de vida actuales. Aportó como prueba la existencia de fósiles de formas de vida diferentes a las actuales, razonando sobre la imposibilidad de que éstas no fuesen sino formas intermedias entre las actuales y las primigenias. Basando, también, su afirmación en lo observado en la naturaleza.
Según Lamarck "la necesidad crea el órgano" y por extensión del razonamiento, la inactividad de éste originaría su atrofia y desaparición. El ejemplo del cuello de las jirafas es el más empleado por su necesidad de alcanzar las hojas más altas de los árboles estaría la razón por la que el cuello, poco a poco, se alargase.
En definitiva, según Lamarck son las condiciones ambientales las que determinan las variaciones en la estructura de un organismo. El cuello de la jirafa, por ejemplo, se habría alargado progresivamente para alcanzar las ramas cada vez más altas. 

Su teoría se asienta sobre cuatro postulados básicos. Veamos:
1. La búsqueda en todos los organismos de nuevos estados de perfección.
2. La capacidad de los seres vivos de acondicionarse y adaptarse a las características del ambiente en el que viven.
3. La aceptación de la existencia de la generación espontánea.
4. La aseveración de que los caracteres adquiridos son hereditarios.
Resumiéndose su teoría en: las circunstancias crean la necesidad, esa necesidad crea los hábitos, los hábitos producen las modificaciones como resultado del uso o desuso de determinado órgano y los medios de la Naturaleza se encargan de fijar esas modificaciones.

 Es un hecho que los órganos del cuerpo adquieren un mayor desarrollo si se utilizan con frecuencia, mientras que si  no se emplean se van atrofiando gradualmente. Por lo que los animales tendemos a perder esos órganos que no utilizamos como por ejemplo las muelas del juicio y el dedo meñique del pie los cuales no utilizamos y se cree que poco a poco se irán perdiendo.

2 comentarios: